Call: 888-6InnerBond (888-646-6372)
 



 
 



Daily Inspiration

The path of love is not the easy path - it is the road less traveled. It requires letting go of power and control over others and outcomes. It requires strict adherence to truth, to living and speaking the radical truth. Today, be truthful with yourself about what path you are on - the path of fear, control and avoidance of pain, or the path of courage, truth and love.

By


Sanando el miedo a la intimidad

By Por la Dra. Margaret Paul traducido por Grace Escaip
September 13, 2012



¿Estas harto de tener miedo a la intimidad? ¿Estas listo para tener la maravillosa experiencia de la intimidad emocional en tu vida?



¿Por qué alguien le tendría miedo a la intimidad? ¿Acaso no todos queremos sentirnos cerca y conectados con alguien?

Sí, por supuesto que queremos eso, pero existen miedos muy reales que nos impiden abrirnos a la intimidad emocional en una relación primaria.

Los miedos

¿Cual es el primer pensamiento temeroso que piensas cuando piensas en sentirte cerca de alguien?

“Voy a ser rechazado o voy a ser abandonado.”

“Voy a ser sofocado o controlado. Voy a perderme a mi mismo.”

“Si pierdo a la persona que amo porque se muera, no puedo manejar el dolor.”

Estos son los miedos que están detrás del miedo a la intimidad. No es la intimidad en sí, sino las cosas malas que pueden pasar que algunas veces son parte de una relación íntima.

Estos miedos vienen del dolor de haber sido rechazado, o de habernos perdido a nosotros mismos en una relación, o de tener mucha pérdida sin saber como manejar la aflicción o el duelo. Éstas experiencias pueden haber sido tan dolorosas que ahora tienes miedo de experimentarlas otra vez.

¿Es éste dolor inevitable en una relación íntima? Sí y no. El dolor del rechazo o del sofocamiento NO es inevitable. El dolor de perder a alguien porque se muera puede suceder y siempre es un gran reto.

La sanación

La clave para sanar el miedo es desarrollar tu yo adulto amoroso.

Por ejemplo, tú te encuentras en una relación con alguien a quien realmente amas. Un día, de la nada, tu pareja se enoja contigo, se desconecta de ti, o amenaza con dejarte.

Si tú estas operando desde tu ego, la parte herida de ti, tus reacciones pueden ser:

“¿Qué hice mal?” (Tomándotelo personal y sintiéndote rechazado).

“¿Qué tengo que hacer para arreglar esto?” (El comienzo de perderte a ti mismo).

Después tú también te puedes enojar o desconectarte para evadir sentirte rechazado, o puedes tratar de corregir las cosas a como de lugar, asumiendo la responsabilidad por los sentimientos de tu pareja. Por miedo vas a tratar de controlar a tu pareja.

Si tú estas operando desde tu yo adulto amoroso, tus respuestas pueden ser:

“Mi pareja en este momento está cerrada y tratando de culparme o de castigarme por algo. Mi corazón me duele por ser tratado de esta manera, pero yo sé que su comportamiento no tiene nada que ver con migo. Yo no puedo causar que otra persona actué de esa manera, como tampoco soy responsable por como la otra persona elige comportarse. Si mi pareja se va, me voy a sentir muy triste, incluso desgarrado, pero yo puedo manejar estos sentimientos con una profunda compasión y ternura hacia mi mismo. Ahora, ¿me pregunto de qué manera puedo cuidar amorosamente de mi lo mejor posible hasta que mi pareja se abra?”

Como un adulto amoroso, no vas a tomar el comportamiento de tu pareja como algo personal, y a sentirte rechazado por eso, ni tampoco te vas a sacrificar tratando de que tu pareja se abra. Puede ser que con la intención de aprender le preguntes a tu pareja qué pasa, y si se abre, entonces pueden tener una conversación productiva. Si no, entonces tú compasivamente atiendes tu propio dolor y haces algo amoroso por ti – te vas a caminar, llamas a un amigo, lees un libro, etc.

A ti no te va a dar miedo que tu pareja te deje, ya que no te vas a estar abandonando a ti mismo. Vas a saber que tú te vas a cuidar a ti mismo amorosamente.

Desarrollar tu yo adulto amoroso es un proceso que requiere una constante práctica. Cuando cambias tu intención de tratar de tener control acerca de que el otro no te rechace, a cuidar amorosamente de ti mismo, tú gradualmente desarrollas tu adulto amoroso. Entre más amoroso es tu yo adulto amoroso, menor es tu miedo a la intimidad. Ya no te va a dar miedo el rechazo porque ya no vas a tomar el comportamiento de los otros como algo personal, y ya no le vas a temer al sofocamiento porque ya no te vas a sacrificar para evitar el rechazo. Como un adulto amoroso, tú aprendes como manejar la pérdida para que no tengas que evadir el amor.

El proceso de Inner Bonding es un proceso muy poderoso para desarrollar tu adulto amoroso. Practicando los 6 pasos de Inner Bonding gradualmente te va sacando del miedo a la intimidad y te va metiendo hacia la habilidad de verdaderamente amarte a ti mismo y de cuidarte amorosamente, para que así puedas compartir el amor con los demás.



Attribution-NonCommercial-NoDerivs
CC BY-NC-ND


Send this article to a friend    Print this article    Bookmarked 0 time(s)
Bookmark and Share    Share with Del.icio.us    submit 'Sanando el miedo a la intimidad' to digg Share with Digg    Share with StumbleUpon
There are no videos, Click to add one to the gallery!
There is no audio, Click to add audio to the gallery!
There are no pictures, Click to add one to the gallery!

Comments


More Help

Looking for help with Sanando el miedo a la intimidad?

Search for solutions on Sanando el miedo a la intimidad within the InnerBonding.com website using Google's Site Search.

Click to Share
Facebook Digg it MySpace Twitter Stumbleupon Windows Live Yahoo! My Web Linked in